Decoración

Cómo hacer una amapola de papel crepé

9 junio, 2016
Amapola flor papel crepe

Continuamos con nuestra fábrica de flores de papel crepé. Esta vez vamos a por una flor de lo más campestre, la amapola.

Son muy sencillas de hacer. Lo suyo es hacerlas en cadena, es decir, te pones a hacer pétalos y haces para unas cuantas flores, porque si haces amapola por amapola se hace más pesado.

Cómo hacer una amapola de papel crepé

Materiales

  • Papel crepé rojo
  • Papel crepé amarillo (en dos tonos)
  • Papel crepé marrón
  • Palillo de pinchito o algún objeto cilíndrico fino
  • Pegamento termofusible

Paso a paso

Lo primero es hacer la parte central de cada amapola.

De papel color amarillo cortamos un rectángulo de unos 10 cm de largo, lo doblamos por la mitad en horizontal y hacemos cortes. Nosotras estas tiras la hemos hecho en dos tonos de amarillo para que cada amapola se viera con un toque diferente.

Después hacemos otro rectángulo pero con papel crepé marrón y lo enrollamos en un palillo de pinchito o un bolígrafo o lo que tengáis a mano. Una vez enrollado totalmente lo apretamos hacia abajo arrugándolo. Lo retiramos del palillo.

Enrollamos sobre si misma la tira amarilla. Aquí podemos coger de un solo tono de amarillo o ir mezclando de los dos para obtener distintos matices. Una vez que lo hemos enrollado le echamos un poco de pegamento termofusible en la base para que se quede fijo. Alrededor del papel amarillo enrollamos la tira marrón pegándola también con la pistola de pegamento termofusible.

Recortamos los pétalos de la amapola. Lo suyo es cortar una tira del ancho del pétalo pero del largo que de de sí el papel crepé. Hacerle dobleces y de esta manera a la vez que cortamos un pétalo nos salen 4 o 5.

Es importante para poder darle forma al pétalo que las estrías del papel estén en vertical en cada pétalo.

Amapola flor papel crepe

El siguiente paso es darle forma a los pétalos y pegarlos.

Primero presionamos en el centro de cada pétalo con los pulgares, presinando hacia centro y hacia fuera ligeramente y nos quedará curvado.

Después tiraremos hacia fuera en la parte superior del pétalo abriéndolo un poco. Esto hará que quede un efecto ondulado por arriba.

Ya solo nos queda pegar los pétalos al centro de la amapola ayudándonos de pegamento termofusible. Lo más cómodo para que se nos quede bien fijo cada pétalo es ponerle un cordón de pegamento en la base.

Cuando ya tenemos todos los pétalos podemos pegarle un palo de pinchito en la base para poder clavarlos o dejarlos sin nada. Depende el uso que le vayamos a dar.

Amapola flor papel crepe

Y ya tenemos una flor más para nuestro repertorio. Os dejamos por si le queréis echar un vistazo a las rosas que hicimos hace unas semanas. Rosa de papel crepé.

Pues ya os dejamos hasta el lunes, que estaremos por aquí con una nueva receta. Que paséis buen fin de semana y no os derritáis.

También te puede interesar

¡Anímate a comentar!

Deja tu respuesta